31 de mayo de 2006

Declaración de Principios.

  • No soy estándar. Mi vida no ha sido estándar. Jamás lo será. Y estoy orgulloso de ello.
  • Soy un chico bueno, y ya no pretendo ser malo. Prefiero dosificar mi bondad y darla a quién la merece. Además, los pelotudos sobran en este mundo.
  • Soy tradicionalista. Yo no digo "Juntémonos en Plaza Italia", sino "Juntémonos en Plaza Baquedano". Yo no digo "Voy a la U" o "Voy a la facultad", sino "Voy a la Escuela". Echo de menos el bailar apretado, los años 80 y los items que aparecen en el fotolog "De Culto".
  • Soy computín, pero no pretendo vivir 8x5 en frente de un computador. Creo en las relaciones humanas y no tanto digitales. Tal vez por eso no inicio mucho las conversaciones por MSN.
  • Creo en el amor como un "Cuento de hadas", pero no con en el "Príncipe azul" y la "Princesa en el castillo", sino como una aspiración al romance, pero de verdad.
  • Quiero hacer las cosas por que me nacen. El lloriqueo porque hice algo que no le pareció a alguien o no hice algo que alguien quería que hiciera es chantaje.
  • Si a alguien le intereso, que no sea por lo que hago o pueda hacer, sino por quien soy.
  • El "quiero" es tanto o más importante que el "debo".
  • Si quieres que te responda una duda computina o que vaya a revisar tu computador, hay un 90% de probabilidades de que lo haga de mala gana, a menos de que seas muy cercano a mí.
  • Alegría, Pena, Miedo, Rabia, Ternura, Erotismo. No es tan difícil saber lo que sientes. Y saberlo es un buen ejercicio.
  • Me gusta decir lo que pienso y siento, sin filtros. La diplomacia es un esfuerzo adicional que me da flojera realizar.
  • También me da flojera mentir, o ponerme una máscara/disfraz para tapar quien realmente soy, dependiendo de la situación. Eso es para las tablas.

20 de mayo de 2006

La Teoría de la Placa Metálica Doblada o el "Sólo por ser Mujer"

Ayer miré un lienzo publicitario de un supermercado que se embarcó en una campaña publicitaria en la cual pregona a todo el mundo que su gerente de clientes es una mujer. Después de esto y el resultado de la última elección presidencial me puse a pensar.

En algún momento desarrollé lo que yo llamo la "Teoría de la Placa Metálica Doblada": Generalmente, cuando tienes una lámina de metal doblada hacia un lado, para enderezarla tiendes a doblarla hacia el otro lado. Lo mismo pasa con varias cosas en la vida. Por ejemplo, yo que fui durante mucho tiempo un tonto grave comencé a "doblar mi lámina" hacia el otro lado y empecé a disfrutar más la vida, pero sin excesos.

Lo mismo pasa ahora en el país con el tema de la igualdad de géneros. De pasar de un país machista patronal, estamos doblando la lámina para el otro lado y estamos tirando todo (o una buena parte) para el "sexo debil" (que hace rato que dejó de serlo) y están saliendo más mujeres en cargos públicos, o en altos cargos como es el caso de este supermercado.

¿O tal vez no?

¿O tal vez es sólo una treta publicitaria? ¿O se está utilizando a una mujer como gancho comercial, dada su naturaleza más cálida, más maternal? ¿La gente va a comprar más en ese supermercado "porque su gerente de clientes es mujer"?. Y esas preguntas me hacen pensar en la elección presidencial pasada: ¿No habrá sido que una buena parte de quienes votaron por nuestra actual presidenta votaron por ella "sólo porque es mujer"?

Me asaltó esa duda. Y más que asaltarme me flaiteó. Posteen sus comentarios y opiniones.

19 de mayo de 2006

¿Se pueden predecir los terremotos?



¡NO!



(... así que, señores periodistas, no hagan la misma preguntita cada vez que sale a la luz el tema sísmico, OK?)

12 de mayo de 2006

364 + 1

Durante 364 días del año, el gobierno de Chile:
  • No da suficiente énfasis a temas de seguridad ciudadana, por eso ya no se puede salir a la calle sin mirar de reojo.
  • Se regocija con los niveles de crecimiento y el precio del cobre, y sólo por eso cree que el país está bien y minimiza cualquier problema que tengamos.
  • Se vuelve la agencia de viajes del presidente(a) de turno.
  • Siente que la educación de Chile es un tema más, como si le conveniera electoralmente que la gente fuera más tonta.
  • Se manda chambonadas inexplicables dignas de las secciones de reportajes de los noticiarios (¡¡¡viva el cuarto poder!!!)
  • No nos considera como personas, sino que simplemente como recursos.
  • (...comente si quiere sus etcéteras...)
Pero hay un día en el cual aprecio a mi gobierno. Es el día en el que éste paga la devolución de impuestos. Uno lo siente como plata no considerada dentro de su presupuesto, o una cuenta de ahorro, o una indemnización por las faltas cometidas en los 364 otros días. En fin. Hoy es la primera tanda de la devolución. No me salió mucha plata, pero algo es algo. Por un día puedo sentirme orgulloso del gobierno que tengo.

8 de mayo de 2006

C'etait un Rendez-vous

Ayer me llegó este videíto. Lo filmó un cinesasta francés llamado Claude Lelouch. Se llama "c'était un rendez-vous" (era un encuentro) y fue filmado el año 1978 en las calles de París, con una cámara estabilizada giroscópicamente al parachoques de un auto deportivo (se sospecha que era un Ferrari).

El video es buenísimo. Tanto así que me bajó la tontera, y aprovechando mi agudo sentido de la ubicación (y un poco de ayuda de Google Maps) pude determinar el recorrido del auto (Si, ya sé lo que piensas: "qué weón más ocioso").

Acá está el video (si quieres bajarlo directamente anda a este link):



Ahí vamos:

  • El conductor sale por Boulevard Perihpherique desde un túnel a la altura de Avenue de Pologne.
  • Da la vuelta a la rotonda y sigue por Avenue Foch.
  • Llega al Arco de Triunfo y luego sigue por Avenida Champs-Elysées
  • Llega hasta la Place de la Concorde, dobla a la derecha y hace un giro muy cerrado (magistral) para doblar a Voie Georges Pompidou
  • Pasa por una casa grande está a la altura de Pont Royal, para luego ver pasar un bus y doblar a la izquierda para entrar a Place Du Carrousel
  • Cruza Place Du Carrousel y dobla a la izquierda en Avenue de l'Opera
  • Al llegar a la Place de l'Opera, y después de evadir a un bus, un escarabajo e ir contra el transito por unos metros, entra por su derecha por Rue Halévy
  • Sigue hasta la esquina con Boulevard Haussmann y dobla a la izquierda por Rue de la Chausée d' Antin
  • Llega al final de la calle, dobla a la derecha por Rue de Cháuteaudun, y luego a la izquierda por Rue Blanche
  • Al toparse con el auto que viene de frente (luz amarilla) dobla por Rue Jean-Baptiste Pigalle
  • Casi atropella a una señora en la vereda y llega a Place Pigalle
  • Después de espantar algunas palomas y casi atropellar a un tipo de blanco en la rotonda dobla a la izquierda y sigue por la vía norte de Boulevard de Clichy
  • Va a doblar a la derecha por Rue Lepic, pero corrige y vuelve a Boulevard de Clichy
  • Casi atropella a otro peatón al doblar a la derecha en Rue Caulaincourt
  • Luego de pasar 2 autos que le muestran luces altas y un bus sigue por Rue Caulaincourt
  • Casi choca con un Mini en la esquina con Rue Tourlaque
  • Da la vuelta a la derecha en 180° hacia Rue Norvins
  • Llega hasta el final de la calle y dobla a la derecha en Rue du Mont Cenis
  • Dobla a la izquierda en Rue Azais
  • Sigue hasta el frente de la Basílica del Sagrado Corazón, se estaciona y su polola lo recibe.
Disfrutenlo.

2 de mayo de 2006

Calidad Humana ¿VS? Capacidad Laboral/Académica

Hace poco, después de un tirón de orejas masivo en una reunión, mi jefe directo (el Gerente de Software en ITMS) me llamó a su oficina para que nos reagruparamos. Entre otras cosas me contó la opinión que tenía el Gerente Comercial de la empresa acerca de mí: Me dijo que encontraba que yo era súper buena gente, una persona muy confiable y que le caía súper bien, pero que no le interesaba particularmente eso de mí, sino que lo que realmente importa es cuánto puedo rendir laboralmente.

Si bien eso puede ser cierto, hay algo que particularmente me molesta: Que exista cierta tendencia a no valorar el carácter de las personas. Personalmente considero que eso es tremendamente importante, incluso más que la capacidad. Ojo: En este país tendemos a ser binarios, y mucha gente cuando lea esto pensará: "Ah, para Barsa es importante el carácter, PERO NO la capacidad". No dije eso. Dije que la calidad humana es más importante para mí que la capacidad laboral o académica.

De hecho tanto es así que les voy a contar una historia acerca de algo que pasó el año pasado.

Fui al cambio de mando del CEIN, junto a mi socia Isa. Horas antes, Underkarlos había dado el examen recuperativo de Investigación Operativa, ramo que estaba dando por tercera (así que estaba con el culo a 20 manos, y cada una de ellas tenía 5 manos más encima) y en el cual el profesor titular era nada menos que el mismísimo director del Departamento de Ingeniería Industrial.

Posterior a la ceremonia, hubo un coctel en el patio de Industrias. Entre los invitados estaba la mamá de Carlos. Este último la presenta al director del Departamento. Yo estaba de testigo en esa conversación, y el diálogo era más o menos así:
  • Un placer conocerlo.
  • Un placer para mí también. Buen valor su hijo, pero como que flaquea un poco con las notas, ¿ah?
  • Si, pero a mí no me preocupan tanto sus notas. El carácter es muy importante también.
Había que mantener la etiqueta en ese momento, y me quedé callado, pero por dentro yo decía: "¡¡¡Toma, toma!!!", "¿Cómo te quedó el ojo?", "¿Y qué dijo el otro? ¡¡¡NADA!!! ¡¡¡WUAJA!!!" Porque la mamá de Carlos tiene razón. El Ingeniero Industrial, por lo que he visto muchas veces, es el mejor preparado (de todas las especialidades) en su carácter, y eso, ella parece tenerlo más claro que el Director del Departamento de Ingeniería Industrial (y parece que incluso más claro que el común de los mismos industriales).

Cuando aparece alguien que tiene las ideas claras en ese sentido, me siento contento, porque no nos hemos "maquinizado" todos todavía.

En el mundo laboral, personalmente prefiero trabajar con alguien que no sepa tanto pero sí sea buena gente, que trabajar al lado de un tipo sequísimo que a la vez es un concha su madre (sorry por la grosería, pero era la mejor manera que encontré para expresar la idea).

Mi recomendación: Valórate como persona. No te quedes sólo con lo que puedas rendir académica o laboralmente. Sí. Incluso en la empresa o en tu lugar de estudios. Tu caracter es parte de tí. No lo vas a dejar de lado porque tienes que ser más productivo. Eso es ponerte máscaras, y para mí las máscaras implican esfuerzo adicional innecesario, y problemas después.